El gobernador Gustavo Bordet aceptó la renuncia de los ministros de Gobierno, Mauro Urribarri; de Producción, Carlos Schepens, de Turismo, Adrián Fuertes y del presidente del CGE, José Luis Panozzo, entre otros. Se prevé una fuerte reestructuración de áreas de gobierno y disminución del número de ministerios.

“Desde el comienzo de la gestión venimos trabajando para dar austeridad y responsabilidad al gobierno, y promediando dos años, creo que es momento oportuno para avanzar en transformaciones que le den al Estado provincial más eficiencia y celeridad”, explicó.

Al referirse a los funcionarios que cesaron en sus funciones, agradeció el trabajo realizado y señaló: “Hemos podido cumplir con los objetivos que nos planteamos en un principio y que tienen que ver con entablar un vínculo sincero y transparente con los entrerrianos, cuidando sus recursos y administrando con austeridad y responsabilidad”.

Bordet también aceptó las renuncias del coordinador General de la Unidad Ejecutora Provincial, Juan Javier García, del presidente del Instituto de Ayuda Financiera a la Acción Social, José Spinelli, del secretario de Energía, Raúl Arroyo, de la secretaria de Ciencia, Tecnología e Innovación, Luisina Pocay, del secretario de Cultura, Faustino Schiavoni; y del coordinador de políticas de Gobierno, Luis Erro.