Joven de Indonesia sobrevive 49 días a la deriva

El joven Aldi Novel Adilang de 19 años sobrevivió cuatro semanas en el Océano Pacifico en una trampa flotante para peces en la que trabajaba cuando los fuertes vientos rompieron las amarras y lo enviaron mar adentro.

El joven fue rescatado 49 días después de los hechos por un barco carguero cuando se encontraba a más de 2.000 kilómetros de distancia del lugar, en aguas de Guam, y lo dejó en Japón.

Durante su extravío, tuvo que lidiar con la soledad, el hambre, la sed y el miedo.

El diplomático Fajar Firdaus, del consulado de Indonesia en Osaka (Japón) confirmó que Aldi se encuentra en buen estado de salud y que ha vuelto con su familia a su localidad de origen, Wori, en la provincia de Célebes del Norte.

Por su parte el joven rescatado confesó que iba a morir y en algún momento contempló la posibilidad de suicidarse arrojándose al agua, pero recordó que sus padres siempre le aconsejaban rezar en los momentos de angustia. Tenía una Biblia a bordo, así que lo hizo.

Según detalla “The Guardian”, la comida que llevaba el joven se le agotó en apenas unos días después y sobrevivió pescando. Quemó leña de la propia choza para cocinar los peces y bebía agua de mar a través de su ropa para minimizar el consumo de sal.